Cristina Kirchner mira la paja de las sesiones virtuales en el congreso, y no ve “su viga” del Covid

Luego de lo que viene sucediendo y que se agravó ayer en diputados, pareciera que aplicaría muy bien a la vicepresidenta Cristina Elisabet Fernández de Kirchner, un dicho popular de origen bíblico.

Se burla y goza desde nuestro palacio, sintiéndose vencedora con su táctica política por adelantado. Cree que ya venció y es impune. Quizás en su cabeza maltratada, aún se vea como una faraona egipcia en sus delirios místicos, como ella supo manifestar.


Se le podría decir entonces a la Sra. que “está mirando la paja en el ojo ajeno, y no ve la viga que tiene en los suyos”. Aunque nunca se halla expresado sobre la pandemia del nuevo (ya viejo) coronavirus, justamente sería la Covi-19, quien le haría perder sus extrañas prioridades de agenda personalista, como el de la reforma de la justicia.


Si bien ya logró darle media sanción “a su ley de reforma y venganza de la justicia“ desde su trono inmaculado del senado, lejos de “sucios opositores propios y ajenos” y solo rodeada de pantallas “de seguridad“, estimaría que su delirio de demorar la pandemia con una de las cuarentenas más largas del mundo, terminará en los próximos días.

Como ya lo he mencionado, la pandemia ahora está llegando y por tanto extender la cuarentena, las camas de terapia intensiva se agotan por enfermedades normales, por licencias de medicos y demás especialistas ya contagiados.

Tengamos en cuenta que las terapias (UTI), sin pandemia están ocupadas normalmente en un 100% en los años normales. Más allá del negocio de ciertas clínicas y obras sociales, tengamos presente que hoy no llegan en muchos centros de salud (sobre todo privado) a la ocupación total, por la postergación de cirugías programadas y la decisión de muchos ciudadanos de no concurrir a los centr de salud por temor al contagio. Es decir que pos pandemia, el problema de salud será gravísimo y con los centros de salud y su personal diezmado. Agregar a este cóctel la tremenda crisis económica, es una situación muy grave. Pero Cristina Kirchner, no habló jamás y por lo tanto se infiero que no le interesa.


EL COMUNICADO OFICIAL CONMOVEDOR DE LA SOCIEDAD ARGENTINA DE TERAPIA INTENSIVA (SATI)



LA SITUACIÓN ARGENTINA ACTUAL








Nota: las infografías se corresponden con lo publicado por el sitio web de @A24COM

link de la fuente https://www.a24.com/actualidad/70-dias-quintuplicaron-pacientes-covid19-terapia-intensiva-02092020_1


“ESTOY GANANDO”, DIRA CRISTINA KIRCHNER SIN TOMAR LA REAL DIMENSIÓN O POR SU EGOÍSMO. “ESTAMOS GANANDO“ DECÍA EL DICTADOR LEOPOLDO GALTIERI, Y SE ENFRENTABA A LA FLOTA DE GRAN BRETAÑA

No he mencionado al presidente Alberto Fernández. Perdón, se me está olvidando, dado a que sigue desvalorizando el poder de su palabra. Ahora es Sergio Tomás Massa quien como presidente de la cámara de diputados, debe estar finalizando la sesión virtual (con el guiño de Máximo Kirchner) y anotándose “un poroto más“, con “la Jefa“ Cristina Fernández de Kirchner.


Mañana la oposición de “Juntos por el Cambio“, anunció que haría una denuncia judicial, para impugnar la sesión que comenzó ayer martes. Ya venían denunciando que el protocolo para debatir de manera remota o telemática, solo era para casos que tengan que ver con el Covi-19, como se anunció que sucedería en artículos anteriores.


La exigencia de empezar a sesionar presencialmente se aceleró, por la manera antidemocrática de la presidenta del senado, es decir, la vicepresidenta Cristina Kirchner, quien en debates virtuales en ese recinto, ha cortado micrófonos a senadores opositores y ha mantenido conductas tramposas, como fue la incorporación de artículos y nombramientos de cargos en la justicia que no estaban estipulados en el debate, cuando con mayoría propia e indiscutible en el senado, logró la media sanción de la llamada “Ley de Reforma de la Justicia”.

La sesión de ayer fue una especie de prueba perversa, para el momento culmine de cuando se deba tratar en diputados la ley de “Reforma de la Justicia”. Durante horas de labor parlamentaria, no logró la oposición que el oficialismo aceptara las órdenes de “la Jefa” de seguir debatiendo con lo que llamo “las pantallitas”. Fue un bochorno que diputados presentes sean considerados ausentes, y hasta hablaran con el presidente de la cámara de diputados.

Ir a la justicia es todo un desafío para Juntos por el Cambio, por la extensión de la cuarentena (que podría ser el pretexto de algún juez) y más, con las alertas del colapso sanitario grave aludido más arriba.

El error que encuentro, es que al parecer han debatido otros temas telemáticamente en diputados y ajenos al coronavirus, y ahí habría alguna incongruencia. Pero más allá de ello, un protocolo o Reglamento de un cuerpo legislativo, no puede jamás violar el artículo 69 de la Constitución Nacional.


Es decir, que nadie puede impedirle a un legislador concurrir y sesionar en persona y desde su banca. Hasta los protocolos sanitarios pasarían a un segundo lugar, pero obviamente que el razonamiento y el sano juicio haría que todos lo cumplan.


Pero no festeje “Reina Cristina”. Ojalá me equivoque por el desastre y la mayor cantidad de víctimas fatales que se aproximan. Pero no festeje, reitero, ya que cuando usted quiera lograr su gran triunfo y tener un poder judicial adicto que la salven de todas sus causas, ni a sus fieles votantes “su agenda“, ya puede llegar a interesarles. Estarán de duelo y luego con graves problemas económicos.


Tampoco deben festejar a cuenta, los cubanos y los socialistas chavistas amigos y socios del kirchnerismo. Argentina jamás será Venezuela, más allá del efecto coronavirus y el tremendo golpe económico y pandémico.

El populismo es peor, y los argentinos de bien lo saben, así como los empresarios y las grandes corporaciones. Y menos sueñen con un presidente blando en los EEUU ya que, reitero, el presidente Donald Trump será reelecto.


Hasta pronto!

@JorRausch ©️


51 vistas0 comentarios
  • Twitter
  • LinkedIn
  • Facebook
  • YouTube
  • Icono social Instagram